Colores Abril 2011

Colores Abril 2011
Foto: Tom Fisher

martes, 5 de abril de 2011

Norma Noguera: Una mujer que supo hacerle frente a todo


Norma es de esas personas que pone mucha ternura y respeto al hablar tanto de su esposo como de su profesión. A lo largo de la charla uno se va dando cuenta que la devoción que aún hoy le guarda a Germán Noguera es paralela a la que siente por su trabajo. Todo lo que Norma Noguera hizo a lo largo de su vida se podría resumir acaso, en dos palabras “tenacidad y convicción”.
Ella cuenta que eligió esta profesión “porque el periodismo te permite ser libre y el periodismo irradia libertad, uno tiene que buscar la palabra y dar la libertad al que tiene que ser informado. El periodismo me daba eso y eso era lo que yo quería. Por eso me pareció que el periodismo era lo que cabía en mí.”
En su juventud Norma estudió de noche y durante el día trabajó en un taller de planchado en Rosario. Allá por los años ’40 arriba a la provincia de Santa Cruz, más precisamente a Río Gallegos en donde tenía un hermano (de las primeras dotaciones de gendarmes en esa ciudad).
“Mi hermano mayor me llevó a conocer Río Gallegos, pero en realidad me llevó a echar raíces allí, pronto empecé a trabajar en el correo y a su vez conocí al que fue mi esposo por casi 50 años. Me casé con Don Germán Noguera un 15 de mayo de 1954, aún no cumplía los 22 y él tenía seis años más”.
La vida y el amor que unía a Norma y Germán los llevó a transitar y compartir la misma pasión por el periodismo “aquello que tenía que ver con las artes graficas, la imprenta y el periodismo”. Se conocieron en Santa Cruz y allí publicaron La visión del Sur.
Don Germán, tal como Norma llama a su fallecido esposo “venía de una larga tradición de periodismo ya que sus tatarabuelos habían sido periodistas e imprenteros en Palma de Mallorca, España”.
“Nosotros veníamos a Tierra del Fuego todos los años porque mi esposo ya había trabajado en Río Grande antes de conocerme. Solíamos ir al Lago Roca, nuestros hijos eran chiquitos entonces. Es allí donde nace la idea de hacer, lo que hoy es La Voz Fueguina porque acá no había ningún medio escrito. Los que hubo se habían paralizado para ese momento. Fue así que nos encontramos con Jorge Perallini un amigo, que estaba con su familia y él se hace cargo del nacimiento de La Voz …”
Sigue buscando en sus recuerdos y dice que después de eso regresan a Río Gallegos, planifican la vida familiar y laboral de allí en adelante y regresan a Ushuaia para dedicarse de lleno al periódico y en el camino de regreso convence a su esposo que el nombre de éste tendría que ser “La Voz Fueguina”.
El 12 de octubre del año 1976, los canillitas entregaban la primera edición de La Voz Fueguina a la gente que salía del tedeum en el día del aniversario de la ciudad de Ushuaia.
Mientras tanto la familia mantenía domicilio fijo en Río Gallegos en tanto que Norma y Germán iban y venían de una ciudad a la otra en su camioneta Peugeot. “Jorge Perallini mandaba el máster a Gallegos y allá se hacía el proceso del armado con la linotipo, la tipografía se levantaba a mano también”.
“El contenido del periódico rescataba mucho lo social por ese tiempo, teníamos gobierno militar y aún éramos territorio...
Llegarían tiempos difíciles “Perallini se va y se produce un paréntesis, se hizo muy cuesta arriba lograr que La Voz… se ponga de pie. En ese tiempo nos llamó Sandra, la hija de Jorge Mayor, por ese entonces director de radio Nacional y le pide a mi esposo si podía ser representante local del periódico y así fue”. Finalizando la década del ’70 “sufrimos un traspié comercial en la imprenta, es allí cuando le digo a mi esposo que nos vayamos a vivir a Ushuaia. Y verdaderamente eso fue como darle una nueva vida y mi esposo se viene primero y acá echamos nuevas raíces. A veces pienso que fue como traer una rama que echó raíces y eso fue La Voz Fueguina”.
Transitando los años ’80 el periódico se vendía muy bien, financiándose con publicidad tanto estatal como privada. “Nunca salíamos a pedir ayuda, se vendía la publicidad porque el trabajo que se hace bien, vale” destaca.
En los primeros años La Voz Fueguina salía diariamente “porque mi esposo decía que para que sea un diario tenía que salir todos los días sin interrupción y nuestro diario salía diariamente menos el fin de semana y los domingos se trabajaba para la edición del lunes”.
Los vaivenes económicos y los sucesos personales hicieron que el periódico redujera su salida a una vez por semana, luego cada quince días y en la actualidad tiene una frecuencia mensual.
“Mi esposo fallece y al quedar sola me costaba mucho más sacar el periódico, se disuelve la sociedad con Sandra Mayor. Me quedé sola, y ya por entonces había llegado Internet, otros diarios existían en el mercado, no tenía el dinero suficiente y se necesitaba formar toda una empresa para solventar el periódico. Ya no me quedaba más arranque para continuar”.
Lejos de amedrentarse Norma Noguera renació “me dije voy a hacer lo que siempre soñé, una revista cultural, en aquel tiempo La Voz… tenía un alto contenido cultural. Así, nace la revista (como yo la llamo) del tercer milenio como periódico fundado por Germán Noguera y así sigue hasta hoy con el sacrificio que conlleva. La gente da poca importancia a lo cultural y la cultura está implícita en todo, pero nadie se da cuenta”.
La Voz Fueguina de hoy contiene notas culturales, sociales y notas de opinión. Es realizada enteramente por Norma Noguera y se imprime en la ciudad de Río Gallegos. Su autora estima que se han publicado más de 1500 ediciones que se encuentran encuadernadas desde el primer número.
Norma dice que “La Voz Fueguina representa gran parte de mi vida, cada vez que me pongo a hacerla es como que estoy dialogando con mi esposo. Es parte de la familia, alguien se tiene que dar cuenta que no puede parar, que hay que darle continuidad. Y si no, hay que buscar afuera. No debe parar. Mis hijos saben que La voz Fueguina es una herencia pero ahora ellos me dicen vos quédate tranquila, no estés pensando en esas cosas, vos tenés cuerda para rato, La Voz no se va a terminar. Yo pienso que quizás se apague en algún momento pero después se volverá a encender, es como el ave fénix cuando parece que se va a apagar entonces vuelve”.
Norma revela su actitud ante la vida “cada día me levanto y me digo a mi misma que cosa dejé de hacer el día anterior y esto puede ser desde lavar una taza hasta un borrador que quedó pendiente, etc. Y siempre tengo algo que hacer mientras Dios me de vida. Además soy una veterana distinta a otras porque soy nochera. No me gusta madrugar, me acuesto a las dos, dos y media y me levanto a las nueve y media o diez. Eso sí, lo primero que hago es agradecer, porque a mi edad hay que agradecer”.


Trayectoria profesional

En su extensa trayectoria profesional Norma Noguera periodista de profesión y por convicción creó el periódico “La Voz Fueguina”, junto con su fallecido esposo el periodista Germán Noguera, publicación que viera la luz el 12 de octubre del año 1976. Actualmente conduce el programa radial “Trastienda Cultural” por radio Nacional que lleva al aire cerca de 20 años. En Radio Argentina, hizo Fogón de Amigos, de la Asociación Virginia Choquintel; y Si parece que fue ayer nomás, que se emitía por Radio Nacional.
A la labor periodística Norma le suma la de gestora cultural, y hoy preside la Asociación civil Virginia Choquintel, fundada en el año 1994, desde allí trabaja junto a otros miembros de la entidad por la difusión de la música y las danzas populares argentinas. En ese marco ya son tradicionales los festejos patrios del 25 de mayo y 9 de julio aniversario de la revolución de mayo y de la gesta independentista nacional, sucesivamente en el que también se promueven las danzas folclóricas argentinas y las comidas regionales, además de ser un escenario genuino para los artistas locales.
Diversas instituciones civiles y gubernamentales han sabido reconocer la trayectoria de esta mujer y las cualidades que la hacen una mujer empeñada en rescatar los valores de nuestra tierra; su defensa de la libertad de expresión y la permanente difusión de esos valores.
En 2009, la Peña La Herradura otorgó el nombre de “Norma Lescano de Noguera” al escenario sobre el que actúan artistas fueguinos que difunden el folclore nacional en la provincia.
Entre las distinciones que le fueron otorgadas fue declarada Personalidad Destacada del Periodismo y la Cultura por el gobierno de la provincia en junio del 2010; recibió el premio Antorcha por su labor en el programa radial La Radio del Sur en 2003; el Santa Clara de Asís en el 2000 por la Liga de Madres de Familia y fue una de las “mujeres destacadas en el ámbito Nacional”, distinguida por la Cámara de Diputados de la Nación en el 1996, etc.


Nota: Marta Barroso.
Entrevista realizada en el mes de junio de 2010.

1 comentario:

Miguel Angel Juncos dijo...

Hoy vi un programa en canal 8 de cordoba dónde hablaba norma y contaba su historia de vida junto a su marido el periodista Germán Noguera, y la verdad no pude evitar las lágrimas me encantó su historia personal y el patrotismo de hecha raíces en esa hermosa tierra argentina la cual pude conocer en noviembre 2016 en un inolvidable viaje en motorhome desde cordoba ¡Felicitaciones Norma es usted un ejemplo para los Argentinos y como verdaderamente se hace la patria que soñamos